17 sept. 2008

Mundo Felino II

Christian the Lion

En 1969, John Rendall y Ace Berg vieron un pequeño león a la ventae Harrods apretado en una pequeña jaula y solo, decidieron llevarlo a su apartamento, el cura local les permitió usar loe terrenos cercanos para ejercitar al leoncito, pues su casa era muy pequeña, el león creció rápidamente y lo único que podían hacer era llevarlo de nuevo a África a su hábitat natural, para que aprendiera a comportarse como un león.
Un año más tarde decidieron visitarlos, pero los expertos locales les advirtieron que era líder de su nueva manada y estaba completamente adaptado a su nueva situación, y que probablemente no se acordaría de ellos, pero igualmente fueron, pues querían verle en su nueva tierra.
Después de horas de buscar su ubicación actual, un experto del parque les acompañó, pues aún no siendo del todo salvaje, no se sabía lo que podía pasar.
Esto es lo que pasó cuando finalmente encontraron a “su” león salvaje…
¡Hasta les presentó a su familia!

Un animal salvaje no puede
ni debe
vivir encerrado.

(Realmente mi gata se comporta así,
pero con 100kg menos, con la barriga llena
y el sueño más profundo,
hasta que se escapa por los tejados
y vuelve rascando la puerta cuando
le es menester, lo cual tampoco suele
ocurrir demasiado a menudo).

Besos felinos

¡Para que después digan
que éstos animales
son unos desagradecidos!

8 comentarios :

  1. mira que te diga,,,,
    hoy me levante asi medio cabreado, sin razon, o talvez si, que ayer dieron mucho por culo y me fui a dormir muy cansado y dormi poco, fui a comprar desayuno y decidi encener el ordenador, para ver cosas mientras comia, y juas,, veo tu blog y me deparo con estos videos, me cambio totalmente el humor...
    asi que gracias a tila y a tu gata flora, que po cierto me recuerda a lola flores en casa flores, ni he visto la peli , pero cuando lei Gata Flora, salto la lola en sus trajes de cortesana/duenya de burdel cantando como me las maravillaria yo lol.
    que tengas un buen dia...
    besales

    ResponderEliminar
  2. Lo ví el otro día y me emocionó, hoy aquí lo mismo.

    Me resucita la esperanza.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Desde luego es una belleza ver estas imágenes.
    Muestras de cariño tan profundo y espontáneo en animales que "supuestamente" no sienten apego ninguno.

    La vida de este leoncito es ejemplar, pues de ser un bicho exótico más de zoo a la venta para familias acomodadas (extravagancias de lujo que se dan gentes acomodadas ignorantes de las necesidades de estos bellos animales, ya de por si necesitados de grandes extensiones territoriales), pasó a convertirse por el azar en un futuro animal salvaje, con una infancia feliz de juegos y cariños que no le faltó aún estando lejos de sus padres y manada original.
    Éstos dos muchachos lo adoptaron como uno más de la familia, y creo sinceramente que esa felicidad en sus primeros años, hicieron de él un buen líder de la manada, seguro, sano y confiado (muchos leones expulsados se vuelven agresivos y conflictivos), que tenía la ventaja extra de no conocer sólo la vida salvaje, sino la vertiente humana, y que quizá no todos los humanos son carne de merienda (aunque yo daría ya el nombre de un par de candidatos, que no deben de tener muy buen sabor de boca).
    Lo que me llama la atención es que se haya vuelto a hblar de este caso 40 años después de su adopción, quizá fue por una reciente entrevista de los dos tipos, desde Australia, apoyando a la organización vida salvaje, en cuyo programa dejaron a su más fiel amigo, creo que la última vez que lo vieron fue en el 74, con estas imágenes.

    Tuvo que ser muy duro y valiente para ellos, dejar a tu mejor amigo, por su bien, en su entorno natural, darte la vuelta y saber que no lo volverás a ver más, porque al fin y al cabo es lo que le conviene.

    Me alegro que os haya emocionado tanto como a mí. Aún hay esperanza, jaja.

    Besos felinox!

    ResponderEliminar
  4. cualquier encierro es peligroso.

    ResponderEliminar
  5. Conozco la historia y ¿sabes mi conclusión?: que cualquier animal es más agradecido que muchas personas.
    Vuelvo de nuevo a la actividad cibernética, Almatina y volveré a tu bitácora a recrearme con lo que nos quieras contar,que siempre es agradable, paisana.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Pues que me he emocionado!!!! que me saltan las lágrimas de alegría...animalitos!!!! y nosotros somos los humanos???? cuanto tenemos que aprender de los animales, cuanto!!!!que gozada de imagénes pedazos bichos desprendiendo fiereza de cariño y arrumacos, que bonito amiga...
    Un abrazote leonino ya que soy Leo y de León jajajaja

    ResponderEliminar
  7. De todos los encierros el peor es el de la mente, del alma.
    Precioso post e imágenes.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Genial el post y el video , te linko....

    ResponderEliminar