19 oct. 2017

Hoja

el tronco empieza a sentir frío
a recogerse
es la época de la cosecha
las llamas se tuercen
fuego, bajo los troncos

Las pálidas hojas
sollozan sonrojadas
de la rama arrastradas

el invierno está cerca
el otoño ya es río
el verano ha salido
y aún, entraña
que en mis ojos florezca siempre
una eterna primavera
plagada de extrañas
musarañas

Sombra

Sombra
pedía limosna
de puerta en puerta
de bar en bar
abrí cancela
hice un café
y la dejé pasar

17 oct. 2017

Café con beso



Letargos cobrizos
arrojados
a los besos
húmedos
de accesos
a las bocas

portales
de infiernos
abismos
contorneados
de cauces mojados

proscritos
de puentes
páramos
arrojados
de amantes
encontrados
y descubiertos
constantemente
despojados

café con beso
de olla
y de canela

Desolación


Desolación es oportunista
extraña y terrible
con los humanos
sin embargo no es muy ruidosa
tampoco le tengo miedo
la conozco hace mucho
ya es vieja, y perezosa
me hace compañía
como una vieja losa
o una mascota esclavista
os la iré prestando
cada noche alterna
que no esté conmigo
ya os digo que es celosa
y no me suelta
así que os la tendréis que currar
si necesitáis una excusa para poder madrugar
porque me tiene querencia,
amigos
pero no tengo con ella,
por suerte,
contrato de permanencia

Corazones de olas


La casa de uno está
donde el corazón
esté repleto de olas
malditas
que te mecen
te jalean
y te salpican

te matan
y te hieren
te delata
donde el corazón
te lleve
y si no hiere
de puritita vida,
de tan viva
que te golpetea
que duele,
ya no mueres

Hoguera de las vanidades

Y en ese instante sublime
la voz de todos los ojos clamaban luz
y la luz salpicaba mis labios
mis ojos parpadeaban fosforitos
por los flashes y por los gritos
y mis manos muertas
rellenas de fangos
acariciaban su ausencia
en ese instante...
de otro momento fragante
que no se alojaba ya
en ningunos ojos

Olvidos configurados

... y cuando escribo
olvido tantas veces su nombre
sobre el papel...

ROSA, rosae

Hoy me regalaron
un ramo de rosas sin besos
y no supe como cogerlas
ya sin manos

Noche de Ánimas


Nosotras
otroras
Musas
eternas reclusas
libres de auroras
de afrentas
y de esporas

Por estas
y otras cosas
permitieron fueran atormentadas
por tristezas y penas
por tan largo tiempo ninguneadas
por eso se tardaban
tanto tiempo
aquellos
en concederles
las audiencias apolllardadas
que le pedían
mas para por ese porte
ese congestionado consorte

se hizo mas preclara
aprendió a ralentizar el tiempo
a ser mas moderada
cansada y cortejada
se dejó morir
entre las injurias
manifestando así la prudencia
de la torpedeada hasta la muerte
por la manada
cansada, exhausta
recibió la estocada
y por no doler
ya sin aire
no le dolió, nada
porque en su letanía al destino
ya ni se acordó
ni de su emula
ni de nada
ni trajo a colación injurias
ni saco a relucir los oprobios
como hacen muchos
Sin importarse ya
ni de la muerte
Suplicaba únicamente
aquellas cosas
que le habían de aprovechar
del pan y la sal

Y los amigos que la atormentan
con sus olas de colores vencidos
con sus chillidos y sus bobadas
o esos enemigos con palabras blandas
envidiosos de sonrisas enlatadas
eran nuevos amiamigos
blanden malas espadas y viejos latidos
pincharon en hueso

ni lances ni imprecaciones
contra el que te aborrece
porque entre tus ojos se mece
a fin que retirara la tristeza
y mitigara el dolor
saco no pequeño fruto
de amigos y enemigos
y entre penas y fervorosos
entre pesares añejas
y primorosos

se murió la niña vieja
y logro ahora sin rezar a ningún Dios
derramando lágrimas
que ella alcanzara lo que pedía
fin al tormento y al dolor que tenia
y todos por fin contentos

Algarabía!
la que nunca cedió,
por fin, al final cedía
ya se va la cofradía
ya muerta de si
ausentada
repartida
sin vigilantes
muerta de muertos
como estandartes
amigos y enemigos
cogieron su cuerpo
y el 10%
para el representante

y lo pasearon con gozo
como un caro despojo
un triunfo de guerra
un abrazo de perra
todos diligentes
por fin presidentes,
el ruido se hizo vigente
ora allí, ora aquí
se hizo de cuerpo presente
por haber sido escuchada
todos la querían
pero ya no sentía nada
quiso la memoria
de aquella ganancia
que fuera grabada
todos se hicieron fotos
y cuadros
y sacaron micrófonos
y libros de firmas
y alegrías y fantoches
ni humildes reproches

Sobre su ya, columna de bronce
sobre su espalda de flores
y campanas de esparto
sobre su peana
sobre su magno reparto,
quedó voluntariamente emparedada
entre el todo y la nada
sus manos ungidas
de aceites
apresadas
entre cristales limpios
y prudencias encorsetadas
enredadas

ni respetos ni dotes
las primaveras eternas
se comercializaron de bote
Oigan esto lo que despreciaban
los sacerdotes
por fin una fiera
muerta en vida
de colores brillantes
al fina, una mirada
simple de oveja
perfectamente
equilibrada
ni apreciaron su dignidad
ni tardaron en ejecutar
su sentencia
su malvada Majestad
en cátedras de Moiseses
los escribas senegaleses
por fin
invisibilizaran otra lengua
y otra torneada pierna
reverenciando
su sagrada idoneidad
para el valor catastral
de una nueva
propiedad

Ánimas limpias
paños de dentritas
de expertos sibaritas

Camille sin Rodin, de memorias desmemoriadas

Camille Claudel
Un corazón
bombea delirios
como grandezas
solo quiere
porque no puede tener
Caprichosos
egos
de samaritanos
credos
un queso cheddar
para el que la bella realidad
es demasiado bella
para no masticar
devorar y
nin gu ne ar
la
para luego ensalzarla
sobre una tumba de papel

Que bueno ser Camille
sin Rodin

El tiempo tiene mala memoria
para nosotras
el lumpen
de la inmortal escoria

16 oct. 2017

Felicidades


Felicidades a todas aquellas personas 
de género femenino
que han liberado frases
u oraciones
para integrar un todo
literario
en la Humanidad

10 oct. 2017

Mononoke's princess



«Él [el Espíritu del Bosque] es la vida.
No está muerto, San, está aquí, ahora, intentando decirnos algo.
Nos está diciendo que vivamos».

9 oct. 2017

Ladridos

La soledad ingrata
de la nueva estación
llegada a mi casa
ahora desconocida
me ofrece recuerdos
mezclados en sueños
de alegrías y tristezas
de sorpresas y extrañezas
de noches grises
y hojas muertas
de atardeceres tempranos
y amaneceres traviesos
de sollozos
y de besos,
y de ladridos
de perros
enfurecidos
con correas
sin amo

8 oct. 2017

Quietud sorda



La quietud me ensordece
porque no es tal

No se oyen
los gritos en los cristales
ni a los tristes pasajeros
almidonados
no se oyen los crujidos
secos del pan
ni las miradas liquidas
del vino, nerviosas,
ni a los que se despiden
en la estación, sin más,
emocionados
ni a mis sandalias nuevas
recorriendo caminos
ni a los viejos bordes
de recortes de papel
apisonados

No oigo nada
en mi sordina
plena
de sensaciones
no buscadas
y confundida
tengo el vivo
reciente
recuerdo
de una bella
madrugada

Entre tanta gente
y tanto ruido

tanto silencio y paz,
por dentro
reconfortada

Caras



Tengo dibujadas
muchas caras
en muchas láminas 
rotulador oscuro
y grueso
trazos rápidos
la fiebre
de la araña
que quiere atrapar
el tiempo
bajo su paraguas
de seda y papel
para que no
haya olvido

Me siento abrumada
deseada
un poco desplumada
sin saber muy bien que hacer
la fiebre del artista
ante su obra
agradecida
ver como responde el papel
por la fiera entrega
requerida
de una mano poderosa
y amiga
entre la delicadeza
del cartel
y la traza generosa
sobre el terrazo
industrial
casi sin muebles
de una estructura
fantasmal
mis pies descalzos
aguamiel
y mis nadas
no se sienten
limitadas

no tiene colores
sino blanquinegros
y dolorosas rabias
de pérdidas
dibujadas
enaltecidas
sin tiempo
desmanteladas

Cómo plasmar
la memoria
de la eternidad
de unas horas
en unos segundos

A veces pasa toda una vida
sin pasar
y al pestañear
se te escapan todos los años
como arena de reloj
entre las manos

Misterios

Se puede echar de menos
el presente?
desde un futuro
que no ha pasado todavía?
siendo consciente
de una pequeña eternidad?

Descalzos

Durante todo el día
tremenda algarabía

Andaban corriendo
expuestos
caminaba despacio
oculta
por las callejuelas estrechas
recorriendo viejas sombras
borrando mis pasos
llevando a la morada
mi descanso
mi plaza de vino y rosas
Me encontré otro viejo capitán
justo en el portal
de aquella vieja posada
una sorpresa garrafal

Andábamos por las calles descalzos
cansados de soportar la noche
mientras todos quejando
andábamos despacio 
casi ocultos
callados
cansados y alegres
compartiendo sonrisas
entre tantas penas


Andaba de vuelta
consternada
acompañada
de cálidos sueños
de abrazos de gozo
cansada y alegre
sentados al final
en un banco
esperando un nuevo día
sin principio ni final
una alegría
al fin, real
donde curiosamente
yo vivía y vivo,
en su ciudad natal

Pan tomate
ajo, aceitunas
cerveza
por si las dudas
ningún
dolor de cabeza

Pues las penas con pan
son menos
y mas si llevan
buenos consejos

7 oct. 2017

Perplejidad primaveral

Hemos ido a un sitio nuevo
ha sido todo un descubrimiento
es raro escuchar el sordo ruido
de otros idiomas
mucha madera y vino
muchos ciegos que ven
y perplejidad
no son los ciegos
los que tiemblan
sorprendidos
porque es toda
la belleza que pesa
sobre el
como un enorme
y tímido
pajarillo

Al fin y al cabo
todo principio
es un camino
necesaria soledad
para un capitulo final

Ilusa yo
que por donde camino
crecen flores,
y las piedras
musgosas
los cantos rodados
cansados de tantas
artificiales y plastificadas
diabéticas recauchutadas,
necesitan reavivar
colores y sabores
para una eterna primavera
de repente inesperada

Exclamaciones

El espacio era enorme
por el asfalto

los mayores
y las aceitunas partidas
y las sombras
clamando versos
los callejones
abiertos
las pintadas
de sus caras,
de mis putas
y de mis hadas
reconocidas
reconquistadas
de esquina a esquina
el  gato de sombrero
ademas de artista
antiguo amigo
emigrado
mundialmente conocido
artista callejero
otrora,
grafitero

descubriendo las calles
y sus montes
y sus valles
ya desfogados
y descansados,
y a ritmo de locos
exposiciones
al aire libre
de espacios
industriales
y otros
berenjenales

Sorpresas te da la vida

Mis pasos de gata
recorren callejas
sus pisadas estranguladas
escucha silencios en sollozos
al sentirse huérfanas
en tantas calles
de pérdidas similares

Una pensión
una linda canción
una casa de huéspedes
una fonda y parada
una vela hospedada

Detrás de mi reja
el tímido sol escondido
delante ausencias
repliegues escondidos

Cuando saliere el sol
quizá recuerde
las veces que me apeteció
su sangre de espinas

Quizá al atardecer
sentir los calores suaves
de nuevas inclemencias
un viejo amigo
aun reconocido
un artista que en mi tierra
solo fue un soñador con dedos de pintura
ahora una talla de internacional hechura
lo reconocí por una, en una calle, pintura
pinta mis ojos entre sus coloridas negras
sus curvas de mujer y sus esbeltas figuras

Los fríos de las ausencias
son menos fríos
cuando las casualidades esperan
tras las estranguladas esquinas

A lo lejos ya se esconde
en cuerpo presente
los tristes senderos
de los conejos
donde las tardes lloran
con los vencejos

A la sombra de un caballo gris
espumas de mares
viejos recuerdos
de un no se que, que no paso
y sin embargo ahora...
que llueven las pistolas
buscamos refugio bajo las balas,
sorpresas del espacio tiempo
cuando buscas  no encuentras
y encuentras lo que no has buscado

Abajo entre cortinas de niebla
la golondrina ha pasado
un gato de calleja, viejo conocido
abaniquea sus alas
recordándome cada vez mas lejos
el dolorido orgullo de otras miradas

Suenan canciones
de futuras
madrugadas
mil margaritas golpean,
suaves pétalos
ajenos al tiempo
y al lugar,
templadas
bajo el abrigo de la madera
y el desconocido vino,
las sobremesas guardadas
de los viejos conocidos
al amparo de los ruidos
las banderas y
las esteladas

Y pensar que cuando escribía
suspiraba tantas veces
sobre un papel de cebolla

Ahora es todo letanía
donde se cuece el almíbar de invierno,
pues termino la luna de otoño y su cosecha,
de las nuevas ollas y los viejos fuegos


Congelados

El ganado ha mordido la carne
sus sonrisas cayeron en la arena
levantando surcos de sangre
levantando sueños de pena

¿Cuando traerá los vientos
vientecillos?
¿Cuando reinará la vida
tras la resaca mañanera
de las voces vocingleras
sin sangres de aguas?

Noisy streets


Y entretanto ruido
cartelería
un retrato oculto,
reconocido,
una cara amiga



Breakfast time



Un poco de sol entre el gris

Olas portuarias

Arrancare de ti mi piel
y vertere
tus pasos
de todas mis sangres
para mas tarde
sentarme tranquila
en la primera esquina
recogiendo mis olas
dormidas
a tus orillas

Despertando

Me atropellan las ideas
esta mañana
mientras
mi cansancio
despierta
de una larga
jornada

El Condado

Me gustaría oler
en el arroyo
el perfume a
vergel perdido

La ciudad está gris
pero el recuerdo del agua
hace hervir mi sangre
lejos, muy lejos
de los vinagrillos
y la sombra de los
limoneros bajo
mis pies

El terciopelo gris
de la mañana
presta extrañeza
a mis labios
rasgados por
la humedad

Mucho ruido
muchos turistas
mucha gente

Pero mi alma
descansará
en sus zapatos
tranquila
sin olvidarse
que mi cuerpo
poco a poco
se despereza
al café
de la mañana