22 sept. 2008

EL CABARET DEL LAGARTO


¡Señoreeeees!
¡Señoraaaaas!
¡Niñoos, niñaas
y otros animalejos domésticooos!

¡Dejad de molestar y lamentar
y vengan, vengan,
poemas infames,
vengan vuesas mercedes
a contemplar el espectáculooo!

¡Vengan
si se atreeeeven
a éste
el cabaret del Lagartooo!

Los hombres apuntan pistolas
Bim!
Bam
Bum!
A lo alto.

Las damas, de todo
menos señoras
se levantan los refajos
apuntando las piernas a lo alto
Pim!
Pam! 
Púm!
Mientras sus enaguas 
almidonadas con agua del patatal
bailan crujientes al ritmo
del piano empeñado
pues de él tan sólo
dos teclas sanas han quedado
Bing!
boing!
bang!

Y mientras el techo del club
se vuelve estrellado
por semejante tiros al aire dados
ruidos de lluvias
de aires
oreados

Todos borrachos e inconscientes
beben indolentemente del licor
que les he dado

Mal hecho rufianes
jajajaja
por tres pavos
no es vino de capellanes

Al son del baile
de la mala sordina
al ritmo del vaivén del cabestrante
de las cadenas y de los cabos,
de las eslingas y las poleas

¡Vengan las riñas y las peleas!
Dos guantás en la calle y se acabó el furor
enrremetío, la sangre añeja del que se sabe cocío

Y yo como emisaria
como alfaqueque de la vieja guardia
llamo de soslayo
pícara a la bufona de la coleta 
la de coge la pasta y acelerez
mi socia, mi caballo de ajedrez

Con mi falda de cascabeles
bailo por las mesas de los burdeles
birlo carteras
y mango repinchos y judieles

Como señora de mis tierras gitanas
llena de dorados y de vergeles
invito a los infieles, 
a los marineros
de las 7 perras en el bolsillo
a las sirenas saladas,
las de los cuartelillos,
a tomarse unas aceitunas rosadas
del Cabaret del Lagarto pelúo
sino el más bueno
el antro más viejuno

Al humo de los cigarros y puros
de las rotas voces de las negras viejas
yo canto y bailo sobre las "lejas"
Al son del
Pim
Pam
Pum
¡Reviente!

Mientras tocan mi piano andrajoso
los hermanos Marx sucedáneos
de monólogos infames
de risas
de derrames
de hambres
y de prisas
calentando tus bolsillos
preparando las mesas
quitándole el trabajo al Maitre
de los camareros sin papeles
de  supervivientes diablillos
en lo que antes era una sala de baile
hace escasos cinco minutos
cada vez más estrecha

¡Chin Chin!

¡Salud caballeros,
damas, sirenas y capitanes sin barco!

Aquí quedamos en el vagón de cola
en el antro más viejo
en nuestro cabaret de goma,
del  maquillado
travestido, digno y verde amigo.

¡Mi único
y sin par ...
Cabaret del Lagartooo!

16 comentarios :

  1. Liane de Pougy fue un personaje peculiar con la que tengo lazos invisibles, de zonas comunes habitadas, quién sabe si en un imaginario espacial-temporal o un principio sin fin del magma universal
    porque... ¿quién me asegura dónde está el principio y el final, si es que no son las misma cosa infinitesimal?
    ¿Dónde empieza la hoja en blanco y qué parte de nosotros no es ya una obra comenzada en otra mente?
    Un cocktail aleatorio de vicisitudes circunstanciales
    Un black jack o un juego de dados de nuestros genes fantasmales de otros retazos de otras vidas, cuyos lazos se imantan, quizás como espejos de dos caras, reflejadas en las nuestras.

    ¿Un cafelito?

    ResponderEliminar
  2. Está eso bien de
    "Todos borrachos e inconscientes
    beben indolentemente del licor
    que les he dado". A mí es que el vino de capellanes no me va mucho (demasiado dulzón). Me quedo con los cabarets de fines del XX y comienzos del XXI.
    http://www.youtube.com/watch?v=8oX-H6ro0lM&feature=related

    ResponderEliminar
  3. Jo. Que exhibición. Hay momentos en que uno parece estar alentado por los Dioses.

    Y desde luego tú hoy lo pareces.

    BOQUIABIERTO Y APLAUDIENDO.

    BRAVO.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Amiga, menudo "antro de perdicion"...

    En un descuido hasta hecho de menos la Visa...

    Un lugar, sin duda, muy recomendable.

    Un abrazo, amiga

    ResponderEliminar
  5. Gracias amigos,
    os invitaría a un licor de lagarto,
    en mi Cabaret de goma,
    pero os aprecio demasiado
    para envenenaros,
    al menos
    conscientemente.
    Tampoco os fiéis demasiado.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  6. Bueno, vaya descripción de los decadentes antros... no los conocimos nosotros... quedaron ya en el olvido.
    Un beso, preciosa
    Natacha.

    Perdoname por no venir más a menudo, amiga. No he tenido mucho tiempo y veo que hablabas de felinos... los adoro.

    ResponderEliminar
  7. para mi mesa una botellita de absenta camarera, que el lagarto nunca me sentó bien, por supuesto para compartir.
    saludos.

    ResponderEliminar
  8. Natacha
    Bueno alguno queda
    jeje
    pero sólo se entra con tip@s
    cuya compañía desaconsejable puede ponerte en un brete en público.

    No te preocupes, estamos un poquito todos igual,
    el tiempo no es elástico precisamente.
    Besos

    Rocktube

    Absenta?
    Marchandooo
    un Pernod Fils
    versión caseeeeraa y verdoosaa
    azucariiiiillo y cuchaaariiilllaaaa
    con dos vasos
    al fooondo norteeee
    al lado del pianofortee

    Ahí va el brebaje caballero
    pero primero
    pague antes de este viaje
    que luego no se acuerdan Uds.
    de si se pagó el dinero
    antes del peaje.

    ResponderEliminar
  9. ¡¡Qué buenooo!!
    Es que veo todo lo que ahí va saliendo. Hasta me sumerjo en un ambiente enrarecido de humos y perfumes de barra. Tafetanes en las faldas, botines con broches de bola, corpiños ajustados con escotes pronunciados y...¡¡música!!
    Si te atreves de mandona en ese Cabaret del Lagarto, preciosa creación, creo que ya puedes salir de "tus adentros" porque tienes madera de líder...
    Muchos besos con olor a aguardiente o tequila o...con estos poemas nada infames.

    ResponderEliminar
  10. Me encanta el cabaret, por esa etiqueta de diversión sin límites antes de que se acabe el mundo que tiene.

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Perlita
    Te puedo asegurar que en peores plazas he toreado, y aún conservo todos los dedos, jaja
    De hecho en una "plaza" especialmente difícil me gané el apodo de Almatina, Almatina Sánchez, con dos compadres igual de duros: Luisitín Sánchez y Arturín Sánchez, éramos los Sánchez, una saga de valientes emprendedores, jaja
    La gente venía a vernos sólo para ver el "espectáculo" que montamos, bueno que realmente salió solo, ya os contaré un día. de hecho a la larga, esa serie de conocimientos "callejeros", me vino muy bien, me "abrió" los ojos, y fue una cura de humildad a prueba de bombas.

    Tawaki
    es que realmente la vida es así, sólo que la gente está acostumbrada a ver el mundo con las mismas gafas, y no se da cuenta de tooodo lo que bulle por debajo de sus faldas... si sabes mirar, y mueves los resortes invisibles, para que ocurran cosas...
    Me dijo aquél viejo árabe en granada que yo era "Roh", la transformadora, y que para transformar tenía que ser parcialmente invisible, como el lagarto de agua, mi animal maya, y que la gente debía conocer su papel en el mundo para ser partícipe de él, y ayudar a que se sanee de tanta porquería,
    pero dicen tantas cosas... que vaya Ud. a saber.

    ResponderEliminar
  12. ¿Es de Alfonso Mucha la imagen del cartel? Gracias por esta invitación al cabaret del lagarto, y por tu espacio que descubro.


    Saludos...

    ResponderEliminar
  13. No, es de una copia exacta de litografía coloreada, de pósters del final del Sg. XIX (Liane de Pougy at the Folies-Bergere), perteneciente a una colección de posters originales del Folies Bergere, en Francia.

    (Ésta colección de copias, es de una famosa librería inglesa que vende en París, Londres y Nueva York, que estableció que las copias fotográficas exactas de imágenes del dominio público no podían ser protegidas por copyright, porque carecen de originalidad. Incluso cuando se requiere un gran desempeño de habilidad, experiencia o esfuerzo para obtener copias con exactitud, es un proceso que carece de originalidad, la cual es el elemento clave para reclamar copyright bajo la legislación de los Estados Unidos. La decisión se aplica sólo a imágenes bidimensionales como las pinturas.)

    En el cabaret mientras tengas algo en los bolsillos, ya me encargaré de que salgas ligero de peso, por dentro y por fuera.
    Sólo se admiten soci@s que pesen más al entrar que al salir, sobretodo si al entrar llevan pasta "al dente" fresca, que no casera jaja.
    De los "plásticos" ya se encarga mi comadre, la bufona, yo soy de la vieja escuela, más tradicional y con frescos en elos bolsillos, que después de ver lo de Argentina, y en la crisis del 29, los edredones y colchones se van a rellenar de nuevo, de "papel de colores", en lugar de plumas de ganso o de oca, por si las moscas, jaja..
    Saludos.

    ResponderEliminar
  14. ¿¿No será este el lagarto tanoréxico del que hablaba el otro dia yo no?? Jaja! saludos

    ResponderEliminar
  15. Pues creo que tu lagarto andaba mas flaco, pero es posible que sea el mismo, no te diría que no, mas viejo y enmohecido.
    El típico lagarto de calleja de toda la vida.
    "Ponga un lagarto en su vida
    y verá la vida más verde"
    No sé si verás la vida mas bonita, pero sí como con un tono más frondoso y avergelado, jaja
    Saludos!

    ResponderEliminar
  16. Me ha encantado este cabaret..
    Divertido poema.
    Risas.
    Tequila, BAILES... SII..
    Abrazos.

    ResponderEliminar